En los Cowboys parece más importante cerrar a Prescott y Cooper que a Eliott

0
16

Carlos Espinal/Agencia Arllenti

La novela que viven los Cowboys de Dallas parece hasta ahora más de suspenso y locura que de comedia romántica y es que los mensajes que han dado los implicados muestran que el equipo tiene otras prioridades lejos de las que se podían pensar.

Aunque los Cowboys ya habrían presentado ofertas a su trío ofensivo estelar, el RB Ezekiel Elliott, el WR Amari Cooper y el QB Dak Prescott, lo único cierto es que Zeke es el único que se ha pronunciado con no jugar en 2019 si no tiene un nuevo contrato que satisfaga al cien por ciento sus intereses.

El que para muchos es el mejor corredor de la liga se mantiene ausente de los entrenamientos de pretemporada de los Boys, haciendo su propia rutina en Baja California, México, buscando tener un salario superior a los 15 millones de dólares por temporada, para así convertirse en el mejor pagado de la posición; sin embargo,.de acuerdo a los trascendidos Dallas no le ha llegado al precio y aunque su oferta aparentemente sería buena no llena las expectativas del ex Ohio State.

De acuerdo a como los Cowboys han manejado la situación que su afición ya comienza a calificar como caótica, pareciera que su mira, fuerzas y capacidad de negociación fuerte están en las ofertas presentadas al tándem ofensivo Prescott-Cooper y no a cumplir el capricho de Zeke.

En el caso de Elliott la pauta ya la marcó tajante Stephen Jones, vicepresidente ejecutivo del equipo, al afirmar que formarían contratos que tengan el salario más alto de la NFL, sin embargo sus ofertas si pondrían a sus jugadores dentro del top cinco de mejores pagados de sus respectivas posiciones lo que tiene conformes solo a Dak Prescott cuyas campañas no han sido para merecerlo y a Amari Cooper, quien resurgió de sus cenizas en la recta final de la temporada anterior con el canje que fue objeto procedente de los Raiders .

La novela parece no tener fin, ya que si las cosas no llegan a un arreglo satisfactorio tanto el equipo, como su trío estelar estarían en graves problemas para extender su relación laboral, ya que Prescott y Cooper jugarán en 2019 bajo el último año de sus respectivos contratos, mientras que Ezekiel Elliott lo haría con su contrato de novato que vence en 2020.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe tu comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí